Pentecostés

9 de junio
Pentecostés

Jn 20, 19-23 Recibid el Espíritu Santo

Ven Espíritu Santo, tú eres luz que penetras mi alma, tu dones en mi vida son espléndidos, tú eres fuente del mayor consuelo, tú dulce huésped del alma, tú descanso de nuestro esfuerzo, tú tregua en el duro trabajo, tú brisa en las horas de fuego, tú gozo que enjuga las lágrimas
y reconforta en los duelos. Entra hasta el fondo de mi ser y hazme para siempre tuyo, tan solo tuyo, siempre tuyo. Dame paladear tu gozo eterno.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *