Pascua VII

7 de abril
Sábado octava de pascua

Mc 16, 9-15 Jesús resucitado al amanecer del primer día de la semana se apareció

Alzo la mano para tocar tu rostro, alma del universo, tu rostro que es el rostro de la humanidad engendrada en Padre, creador y dador del mundo, en el Hijo, Señor resucitado, pasión definitiva en mi vida, en el Espíritu Santo, más grande que mi pobre palabra, a Él me entrego. Te busco palpando con mis ojos el misterio de tu presencia escondida, que se manifiesta este día de Pascua en todo su esplendor. Alzo mi ojos a ti y quedo enamorado.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Un comentario en “Pascua VII”

  1. Señor Jesús,no soy nada sin ti.ni siento,ni veo ,ni entiendo, ni escucho ,ni pinto nada .Pero cuando dejo de ser yo,soy toda en ti,porque tu me amas,siempre estás,guias mis pasos,iluminas mi camino. Tu amor misericordioso se apodera de mi,yo vivo en Ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *