Tu tierra

21 de julio
Martes XVI

Salmo 84 Señor, has sido bueno con tu tierra

La has creado y has visto que es buena tu creación. Y has mandado que crezca y se multiplique. Tú has sido bueno con tu tierra, y nosotros hemos olvidado tu bondad. Y estamos agotando la tierra. Perdónanos.

Humilde

20 de julio
Lunes XVI

Mi 6, 1-4.6-8 Caminar humildemente con tu Dios

Es lo que el profeta nos dice que quieres de nosotros. De mí. Que practique el derecho, que ame la bondad y que camine humildemente contigo, señor. Que camine en la verdad, que camine en mi propia realidad ante ti, que camine en sencillez, que camine sabiendo que tú eres mi Dios.

miamado

18 de julio
Sábado XIV

Mt 12, 14-21 Mirad a mi elegido, mi amado, en quien me complazco

Cuánta verdad en las palabras que salen de tu boca, cuánta certeza incierta en mi corazón, cuanto amor en mis entrañas. Tú me quieres más de lo que te quiero. Me regalas para quererte, para proclamar tu año de gracia y misericordia. Mirad.

Enfebrecido

17 de julio
Viernes XIV

Isaías 38 Señor, en ti espera mi corazón

En el silencio, tu presencia ausente; en el aire transparente, tu alegría, mi corazón enfebrecido, se acerca a ti. En ti confía. Me coronas de amor. Te acuerdas de mi, Señor, y me das vida.

Virgen del Carmen

16 de julio
Nuestra Señora del Carmen

Is 26, 7-9.12.16-19 Mi alma te ansía de noche, mi espíritu en mi interior madruga por ti

Siempre tu madre, Señor, meciéndome contigo de noche, despertando mi interior al alba de cada día, acercándome a ti. Siempre tu madre, virgen llena de luz, que me da tu luz. Siempre tu madre, guirnalda de amor, donde descansan los que están cansado y agobiados, penando de amor.

enternecido

15 de julio
Miércoles XIV

Mt 11, 25-27 Te doy gracias, Señor…

Te doy gracias Señor, porque has escondido estas cosas a los sabios y entendidos, y me has susurrado que es una cuestión de amor enternecido, una madeja del te quiero me quieres, en un anochecer de ruiseñores.

Tu alcázar

14 de julio
Martes XIV

Salmo 47 Dios descuella como un alcázar

Montaña celestial de duro márfil, columna erguida en medio del desierto, pilar de jaspe, aguja aireada, tronco de luciérnagas, voz perdida en mi interior, apiádate de mi, Señor, que soy amor, que soy naturaleza.

Socorro

13 de julio
Lunes XIV

Is, 1-10-17 Socorred al oprimido, proteged el derecho del huérfano, defended a la viuda.

Tu profeta le dice esto a los príncipes de Sodoma, al pueblo de Gomorra. A mí. Lo más importante, lo que brota de un corazón enamorado, es vivir desde la misericordia con el más necesitado, poniéndose en la carne del otro, del vulnerado, del oprimido, del húerfano, de la viuda, de la sangre rota de la humanidad…lo demás…¿quién soy yo para decir algo?