Amor III

25 de octubre
Martes XXX

Rm 8, 18-25 Gemimos en nuestro interior

Gimo en lo más profundo de mi ser, Señor, porque te espero y no ten tengo, porque te tengo y te anhelo, porque te anhelo y no descanso hasta que la espera se consume en la unión del amor. Mientras tanto me regalas las primicias del espíritu que, en medio de los gemidos, me hacen exclamar: ¡Abba!, padre, con amor.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2
Leave a Reply

avatar
2 Comment threads
0 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
beatrizJosefa.G Recent comment authors
  Subscribe  
Notify of
Josefa.G
Guest
Josefa.G

¡¡Gracias Nano, por interpelarme con la meditación de la Palabra!!
El deseo de Dios lo tengo grabado en mi corazón, Él me da sentido a todo,bueno y malo.
Pienso en el día del encuentro definitivo, con gozo, por fin veré cara a cara a mi Padre Dios.

beatriz
Guest
beatriz

Me miras y en tu presencia descanso, te vuelves y tu presencia anhelo ¿qué es mi vida sin ti, abba? un vacío doloroso.