Vida consagrada

2 de febrero
La Presentación de Nuestro Señor Jesucristo

Lc 2, 22-40 La gracia de Dios lo acompañaba

La gracia de Dios, tu propia gracia, te acompañaba desde el momento de tu encarnación, en el seno de María. Gracias a ti tu gracia nos acompaña cada día. Tu gracia vales más que la vida. De ti recibimos gracia tras gracia. De una manera especial en la vida consagrada, respuesta a la vocación que hemos recibido de ti. En este día dedicado a la vida religiosa, en este año dedicado a todos las religiosas y religiosos del mundo, te pido, Señor, que entregándote cada día nuestra vida lo seamos todo en ti, solo en ti, solo para ti, y que demos testimonio de la alegría de tu evangelio en medio de nuestro mundo.

02.02

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2 opiniones en “Vida consagrada”

  1. En éste día en que la Iglesia recuerda la presentación de Jesús en el templo.
    Le ruego por todos mis hermanos que se han consagrado plenamente a Él, para que sean fieles y solícitos en la misión encomendada por Jesus, Dios os pague con creses vuestra entrega y su Gracia os acompañe siempre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *