Solo Tú

11 de marzo
III Domingo de Cuaresma
Ex 20, 1-7 No tendrás otras dioses frente a mí

Porque mal podemos servir a dos señores, pues solo hay un Señor, Tú, Señor Jesús Cristo, que nosotros predicamos crucificado y resucitado. No podemos servirte a ti y al dinero, no podemos servirte a ti y al placer, no podemos servirte a ti y a la prepotencia, no podemos servirte a ti y creernos señores de nuestra vida, todo debe ser utilizado en relación con el principio y fundamento, en tanto en cuanto nos ayude a conseguir el fin para el que hemos sido creados: reconocer que tú eres Dios, amarte y amarte en los más necesitados, el sacramento de tu amor.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa.

Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Un comentario en “Solo Tú”

  1. Permiteme Señor, la gracia de no ser esclava de nada ni de nadie.
    Todo lo que tenga en mi vida es tuyo, a ti me entrego.

    Que mi verdadero servicio sea hacer tú voluntad, y Amarte, como mi única meta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *