Señor Señor

23 de junio
Jueves XII

Mt 7, 21-29 No todo el que dice Señor Señor entrará en el reino de los cielos
Como yo lo digo tan frecuentemente, por oral, por escrito, me pregunto hoy si además de invocarte cumplo tu voluntad, y cómo la hago mía cada día. Señor, Señor, ten misericordia de mí.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

5 opiniones en “Señor Señor”

  1. Es complicado estar segura Señor, que en mi vida, prima hacer tu voluntad, la verdad es que si lo deseo.
    Pero sé que muchas veces fallo, no me contengo, se me olvida verme mi viga, estallo.
    Eso me da pena,pero no me desanima, intento que Tú me vayas guiando, en tus manos me pongo, en Ti confío

  2. Hoy es un dia espical para mi…. cumplo un año mas. y cada año me sorprendo que a pesar de ser como soy se siguen acordando de mi. GRACIAS
    Espero que poco a poco y cumpliendo años sea capaz de seguirte

  3. Abandonarse, perderse de uno mismo hasta encontrar la razón profunda de nuestra existencia en Tu existencia.

  4. señor no se que bebo hacer ya no puedo mas hoy pongo mi vida y la de mis 2 hijas en tus manos aveces ciento que no ,e escuchas tu sabes las veces que te e implorado por un trabajo pero hoy me siento derrotada mi se que va a pase conmigo y con mis hijas imploro por un trabajo quienquiera tener una vida normal poder sonreír y no sentir esto que ciente mi corazón perdón pero hoy todas mis luciones están en el piso solo quiero decirte no dejes que me aleje de ti en ti confió señor Jesús toda la gloria y honrar para ti

  5. Rezo por Marcela y sus 2 hijas.
    Poner los problemas y las angustias en manos de Dios es poder descansar en sus brazos y en su voluntad. Él escucha siempre, nunca nos abandona aunque creamos que todo está mal.
    No te sientas derrotada. Reza y espera. No es el final. Podrás seguir adelante, podrás tener una vida normal y sonreir. Confía en el Señor aunque a veces creas que no te escucha. Confía y descansa, yo no puedo hacer nada más que rezar por ti. Siente mi oración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *