Peregrino VI

23 de julio
Viernes XVI

Salmo 33 Bendigo al Señor en todo momento

Desde que en la oscuridad me levanto para caminar con la fresca hasta que me acuesto sin que se haya puesto el sol; cuando subo cuestas y cuando bajo al valle, cuando camino con el corazón puesto en Ti y cuando voy tan distraído sin saber bien por dónde camino; con sol y con lluvia; con frío y con calor; comiendo y ayunando; en silencio o conversación; solo o acompañado. Bendigo al Señor en todo momento, su alabanza está siempre en mi boca. Contempladlo y quedaréis radiantes.

 

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa.

Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *