Nostalgia de la luz VIII

7 de diciembre
II domingo de adviento

Is 40, 1-5.9-11 Consolad, consolad

Consolad, consolad, hablad al corazón, preparad, allanad, enderezad, igualad, subid al monte elevado, alzad la voz, mirad al que viene, dejad que os tome en brazos, que os haga recostar en su ternura infinita, esperad, apresurad su venida, confiad en la promesa, procurad que os encuentre en paz…Caen tus verbos sobre mi tierra en barbecho, ¿cuál me fecundará?

12.07

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2 opiniones en “Nostalgia de la luz VIII”

  1. Tu ausencia deviene en desierto, en vislumbrar sólo arena a nuestro alrededor hasta el límite con el horizonte.

    Por eso te esperamos, Señor, con alegría y con la esperanza de que tu llegada nos encuentre en paz.

  2. Consolad. Dejaos abrazar por el, por Él que viene, por el que ya está cerca. Notad su cercanía, su respiración que calienta el alma. Dejaos acariciar por sus manos. Aceptar su voluntad. Recibir su cariño. Dejaos tocar el corazón para sentiros amados por Él, para sentiros amados por el AMOR.
    Reina del Adviento, acompáñanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *