Natividad de la Virgen

8 de septiembre
La Natividad de la Santísima Virgen

Rm 8, 28-30 Sabemos que a todos los que aman a Dios todo les sirve para el bien.

Porque nos llamas al amor y nos das la imagen de tu hijo querido. Imagen marcada de una manera especial en María, desde su nacimiento. Ella modelo de la humanidad redimida del pecado y de la muerte. Ella, modelo de creyente, Virgen fiel. Ella proclama aún tu grandeza, porque miras su humillación. Ella manifiesta que derribas del trono a los poderosos y despides vacío a los ricos. Ella, llena de gracia, de la que recibimos el don de la tuya, el beneficio de tu amor.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

3 opiniones en “Natividad de la Virgen”

  1. Un rayo que alcanza
    Silencio
    Unas palabras que no se comprenden
    Silencio
    Un fruto inesperado
    Silencio, entrega y dolor
    Un compromiso más allá de la vida y la muerte

  2. Dios, la amó desde el principio, la preparó para acoger a su Divino Hijo.
    Ella desde su nacimiento fue bendecida.
    Madre ayúdame a ser leal y fiel en mi vida cotidiana, respondiendo siempre con amor, todo el recibido. ¡¡Gracias Madre!!

  3. En las aguas tranquilas
    y en las movidas,
    sin asidero alguno donde reposar,
    Tú Stella Maris nos iluminas
    y aún mitigas
    el daño, que sin motivo, produce el mar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *