facebook twiter

Nacimiento

28 de abril
Lunes II de Pascua

Jn 3, 1-8 Te lo aseguro, el que no nazca de nuevo no puede ver el reino de Dios.

Solo tú, Señor, puedes hacerme nacer de nuevo. Para ti no hay nada imposible. Tu Gracia, que vale más que mi vida, me renueva continuamente, transforma mi corazón de piedra en un corazón de carne y lo pone a latir con la fuerza de tu espíritu. Cada día me renuevas, pero n no se trata solo de renovación, sino de nacimiento y resurrección. Morir a mi carne muerta para resucitar en ti a una vida nueva, recién nacida. Dame a luz, Señor, dame tu luz.

04.28

2 comentarios ››

Este mensaje fue publicado el 28 Abril 2014 en Meditación diaria
y ha sido leído hasta el momento por 2951 visitante(s)

2 Comments »

  1. Comment by Josefa.G, enviado el 28 Abril 2014 a las 14:51

    Me pides nacer a la Gracia, al Amor incondicional.
    Sé que todo lo puedes y constantemente me das signos de Vida y Esperanza.
    Prepara mi ser a estar abierta siempre a tu Gracia.
    Morir a todo lo que no sea digno, del nuevo Reino que has instaurado para gozo de tus hijos.

  2. Comment by beatriz, enviado el 28 Abril 2014 a las 21:23

    Oigo tu risa cuando me alcanzas con un guiño misterioso

RSS feed for comments on this post. | TrackBack URI

Deja tu comentario

XHTML Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> .