Levántate

8 de octubre
Lunes XXVII
Jonás 1,1-2, 1 Levántate e invoca a tu Dios

Jonás no ha podido caer más bajo: no se ha levantado para ir a la misión que Dios le encomendaba, sino que baja hacia la costa, coge un barco, huye hacia el fin del mundo ( Tarsis), desciende a la bodega del barco, bajo el nivel del mar, se hunde en el sueño…Desentenderse de Dios le hace desentenderse de la realidad, de la tormenta, del peligro de muerte. Y vuelve a escuchar: levántate, invoca tu Dios. Tú, Señor, no cesas de darme oportunidades…

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *