Humilde

21 de julio
Lunes XVI

Mi 6, 1-4.6-8 Que andes humilde con tu Dios

Nos lo dice el profeta: te han explicado el bien, lo que desea Dios de ti: simplemente que respetes el derecho, que ames la misericordia, que andes humilde con tu Dios. Respetar el derecho es hacerme consciente de mis límites y aceptar que son marcados por la sociedad; practicar la misericordia es poner al prójimo por delante de mis intereses. Andar humilde es reconocerme tierra modelada por Dios y aceptar mi verdad. Así viviré en el bien y cumpliré el deseo de Dios, su voluntad sobre mi.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *