Hijos de la luz

27 de octubre
Lunes XXX
Ef 4, 32-5, 8 Caminad como hijos de la luz
Gracias, Señor, porque eres luz y me haces hijo tuyo. Gracias porque me invitas a caminar en la luz de tu presencia. Gracias porque resplandeces e iluminas. Gracias porque tu luz disipa las tinieblas y no dejas que me hablen. Gracias porque me llamas a seguirte, a ti, que eres luz de luz y por el camino siembras claridades. Gracias, Señor, porque me llamas a poner luz, la luz que tu me das,  en los caminos que transito.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa.

Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2 opiniones en “Hijos de la luz”

  1. hermoso este fragmento de Efesios, puede ser la carta de identidad del cristiano, el que ha visto la luz.
    Una de las cosas que aprendemos por imitación de nuestros padres es la forma de caminar: el que se reconoce como “hijo de la luz” aprende a caminar como Jesús.
    Enséñanos, ´Señor Dios, a caminar como tú: que nuestro paso venga impulsado por la fuerza de la bondad, comprensión,perdón, amor y alabanza a ti.
    Así podremos caminar como HIJOS DE LA LUZ.

  2. Gracias por ser mi luz, gracias por hacermela ver. Gracias por aclarar mis ojos y mis sentidos. Gracias por haber iluminado mi vida, por haberme dado claridad para buscarte, para verte, para reconocerte, para seguirte… Gracias por llamarme para caminar como un hijo de la luz.
    Y caminando como hijo de la luz, haz que sea yo la que ilumine al hermano que no ve, al hermano que está a oscuras para que pueda disfrutar de tu presencia y de tu amor. Hazme, Señor, instrumento de tu luz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *