Firmes en la tribulación

6 de noviembre
Memoria de los mártires de España del siglo XX

Rm 12, 5-16  Estad firmes en la tribulación

Por primera vez se celebra en la Iglesia esta memoria, tras la beatificación de 498 mártires a finales de octubre. Su caridad no fue una farsa, aborrecieron lo malo y se apegaron a lo bueno, estimaron más a  los demás que a sí mismos, se mantuvieron ardientes en el espíritu, la esperanza en Ti, Señor y dador de vida, les mantuvo alegres y firmes en la tribulación cuando, dando su vida por ti, se convirtieron en tus mártires y testigos. Que nosotros también lo seamos.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2 opiniones en “Firmes en la tribulación”

  1. Queridos amigos, qué esperanzas más grandes nos han dejado estos Mártires Beatos.
    Sencillos, con la rutina de cada día, han ido edificándose, para dar la vida por cristo, y perdonando como El.
    Arrastrando sus miserias como nosotros, pero para Dios no hay nada imposible, saca fuerzas de la debilidad.
    Me congratulo por ello, y le doy gracias al Señor.

  2. Los mártires deben de ser para nosotros un ejemplo de vida y de entrega, de fe y de confianza.
    Es la fe y la esperanza en Dios lo que nos debe dar la fuerza suficiente para vivir en constante presencia de Dios y abandonarnos en Él.
    San Pablo hoy nos hace un verdadero regalo en su carta a los romanos invitándonos a vivir con alegría a pesar de las tribulaciones si somos perseverantes en la oración.
    Es la oración, la caridad, el amor fraternal lo que nos da alegría y fuerza. Es la oración la que nos hace sentirnos en continua presencia de Dios
    Hoy pido a Dios mantenerme firme en la tribulación que viene cada día disfrazada de problemas a mi vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *