Escarlata

18 de marzo
Martes II de cuaresma

Is 1, 10.16-20 Aunque vuestros pecados sean como la púrpura, blanquearán como la nieve

Tú, Señor de mi vida, mi amor, mi amante, pusiste esta certeza en mi corazón, hace tantos años. Cada día, y pesar del peso de mis pecados, rememoro tu misericordia y te doy gracias de corazón. Proclama mi alma la misericordia del Señor, se alegra mi espíritu en Dios mi Salvador.

03.18

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa.

Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Un comentario en “Escarlata”

  1. Aprisionada y agazapada bajo capas de sufrimiento ¿cómo podré liberarme?

    Con el ruido de mis manos y la agilidad de mis pies,
    el murmullo de la risa y el calor de la palabra
    suspirando vida, esquivando muerte

    Habitándote

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *