Dios y dinero

10 de noviembre
Sábado XXI
Lc 16, 9-15 No podéis servir a Dios y al dinero

Son incompatibles. Se repelen. Si tengo en corazón en el dinero, le hago Dios, le adoro, vivo para él, trabajo para él, sueño con él, y a él solo amo. El dinero se convierte en mi amo, me convierto en su esclavo, pierdo mi condición de hombre libre; me olvido de mi prójimo y me olvido de Dios. Si el dinero me domina no hay Dios para mí.

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

1 opinión en “Dios y dinero”

  1. Queridos amigos en nuestro Señor.
    Dónde esta tu tesoro ahí tienes tu corazón,
    Que sea Cristo ese tesoro.
    Nano, gracias, por este encuentro tan fraternal
    Que nos edifica, y pensamos cada día un poco más en el Señor.
    Que a la definitiva eso es lo que importa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *