Danzas

22 de septiembre
Jueves XXV

Salmo 149 Alabad su nombre con danzas

No estamos acostumbrados, señor, en nuestra cultura, a danzar para ti, como signo de admiración por tu bondad, como muestra gratuita de alabanza. Ni te cantamos con tambores ni con cítaras. ¿Cómo hago por festejar tu gloria en mi vida? ¿Cómo te doy vítores con mi existencia? Buena pregunta, que me pilla de improviso esta mañana.

 

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2 opiniones en “Danzas”

  1. Hoy en Ageo 5,7: cuántas veces me voy, hago cosas que no me centran,
    > me paro y gasto energía en lo que no es importante, con esa sensación
    > de no tener, de no estar, de no vivir, ….. y a veces, pocas, pero
    > ahí están, llenas, y curiosamente cuando estoy en paz, y se que está
    > Él conmigo, como dice de 7,9 ¡no veas cuánto me cuesta aún dejar que
    > Él actue!, queriendo siempre ser yo y solo yo el capitán de mi vida,
    > y cuando más me empeño peor; solo cuando Él toma el timón vivo.
    > Construir su casa, o simplemente dejar que luzca, y dejar de
    > construir la mía, mi ego, mi yo (que no se como le dicen pequeño con
    > lo grande que es).

  2. Es cierto que no te alabo con danzas,( He visto a otros hermanos hacerlo en México, me fascinó) pero también es cierto, que te alabo y bendigo por todo lo creado, por todo lo recibido de tu infinita bondad, por tu amor incondicional,por tu misericordia infinita, tantas veces experimentada en mi vida. Y mi deseo es seguir dando gracias y bendiciéndote toda mi vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *