Crucificado

4 de octubre
San Francisco de Asís

Gálatas 6, 14-18 Dios me libre

Dios me libre de gloriarme si no es en la cruz de Nuestro Señor Jesucristo, en la cual el mundo está crucificado para mí, y yo para el mundo.
Esto lo vivió de verdad tu amado Francisco, que llevó en su cuerpo tus marcas, Señor. Francisco, ve y repara mi Iglesia. Que tu paz y tu misericordia venga sobre nosotros.

10.04

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa.

Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2 opiniones en “Crucificado”

  1. San Francisco supo escuchar al Señor.
    Hoy le pido a Dios la gracia de hacer siempre su voluntad, colaborando en lo que me pida.

  2. Hace años mi hijo pequeño, angustiado ante la muerte de su abuelo y su prima me preguntó: “mama ¿cómo puedo saber que están bien?”. Le expliqué como pude las señales a las que debía estar atento y lleno de entusiasmo me dijo: “¡gracias mamá por decírmelo, no sabía que estaban tan cerca!”. Su simplicidad para acoger el Misterio me sobrecogió. Tres años después de aquello mi hijo sigue viendo con el corazón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *