Construir la casa

24 de enero
Miércoles III

II Sam 7, 4-11 ¿Tú me vas a construir una casa para morada mía?

¡Ay, gusanito de Jacob, qué bobalicón y corto de entendederas eres!, ¿no  te das cuenta que tú no me puedes construir nada, que si yo no construyo la casa en vano se cansan los albañiles? ¿Qué vas a construirme tú, cuando soy yo en que pongo mi tienda en tu tierra, y te habito, y te hago morada mía, para que encuentres en tu tierra mi tesoro, y vendas todo, lleno de alegría, y para comprar lo que yo mismo te doy?

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa. Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *