Brilla

16 de abril
Martes III de Pascua

Salmo 30 Haz brillar tu rostro sobre tu siervo

Petición que tan frecuentemente me acompaña: haz brillar tu rostro sobre tu siervo. Tu rostro brilla en la oscuridad aparente de la pobreza, de la enfermedad, de la precariedad, de la marginalidad, de la caridad sin fin que se acerca a ti en el hermano que está solo y desamparado. Tu rostro se hace epifanía y claridad resplandeciente en la oscuridad aparente de nuestro mundo, en el pobre. ¿Por qué no me acerco a la claridad de tu luz?

04.16

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa.

Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

3 opiniones en “Brilla”

  1. ¡Sin la luz de tu rostro Señor me perdería! Eres mi resplandor, necesito seguir tu camino,para no perder el sentido de mi vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *