Bodas eternas

6 de julio
Sábado XIII

Mt 9, 14-17 ¿Es que pueden guardar luto los invitados a la boda mientras el novio está con ellos?Desbordo de gozo con el Señor, y me alegro con mi Dios: porque me ha vestido un traje de gala y me ha envuelto en un manto de triunfo, como novio que se pone la corona, o novia que se adorna con sus joyas. Ya no te llamarán «Abandonada», ni a tu tierra «Devastada»; a ti te llamarán «Mi favorita», y a tu tierra «Desposada», porque el Señor te prefiere a ti, y tu tierra tendrá marido. Como un joven se casa con su novia, así te desposa el que te construyó; la alegría que encuentra el marido con su esposa, la encontrará tu Dios contigo.

Tú me explicas tu Palabra con tu Palabra, y mi carne retoza en tu presencia viva.

07.06

Autor: Nano SM

Religioso Marianista, sacerdote. Actualmente trabajo en la pastoral de un colegio en Madrid, precisamente donde estudié y sentí la llamada a la vocación religiosa.

Desde hace tres años escribo cada día un comentario a la Palabra de Dios, que me ayuda a encarnarla y a darla a los demás. De alguna manera participo en la misión de María, dando a Jesús, dando su Palabra.

2 opiniones en “Bodas eternas”

  1. Novia soy engalanada, busco tu ser
    dulzura de mi alma, amor fecundo,
    abrazo que siempre me fortalece
    vino escanciado en mis entrañas duras.

  2. Leo y medito el comentario de la Palabra. Puede decirse muchas cosas, pero me quedo con alegría con lo meditado en Ella. ¡¡Gracias Nano!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *