Tus besos

18 de marzo
sábado II de cuaresma

Lc 15, 11-32 Lo cubrió de besos

Así estoy, cubierto por tus besos, abrazado por tu misericordia, acunado en tu amor, aprietas mis entrañas con tu aliento generoso, lleno de perdón y de olvido, me haces renacer en la casa donde he nacido. Fiesta en el cuerpo recuperado en ti.